El maldito tic-tac del reloj.


La causa principal del insomnio suele tener un origen psicológico, problemas, preocupaciones familiares, laborales, sociales... bucles de pensamientos que nos general un estado de ansiedad y tensión. Por ello se recomienda que antes de acudir a los fármacos, que en muchos casos nos producen efectos secundarios, se eche mano a técnicas de relajación, respiración, ejercicio, desahogarse en un psicólogo, remedios caseros y naturales (como hemos visto), etc...

Se ha descubierto que uno de los factores que nos produce insomnio es estar pendiente del reloj. Estar atento del tiempo que llevamos durmiendo, ver lo que nos queda para levantarnos, cuanto nos esta costando dormir, son ejemplos muy claros de que en muchos casos, tener un reloj a la vista nos produce más mal que bien.

Solucionar esto es muy fácil, simplemente con cambiar el tipo de reloj, por ejemplo con despertadores cuyas manecillas no brillen en la oscuridad o no produzcan sonidos a cada segundo, como el típico tic-tac, o incluso voltear el reloj de tal modo que no resulte visible desde la cama y halla que levantarse para ver la hora. Son pequeños cambios que aunque al principio puedan  molestarnos, luego nos facilitarán desconectar del bucle de pensamientos que nos generan ansiedad.